VENEZUELA Y SU REALIDAD ASTROLOGICA

carta venezuela

Muchos nos hemos preguntado, cuándo fue que nuestro país se extravió, cuándo fue que a nuestra tierra se le olvidó quién era y dónde quedaron sus valores más intrínsecos. La verdad es que, desde el punto de vista astrológico, Venezuela está experimentando las consecuencias de una porción importante de lo que ha venido generando a través de su historia y que de alguna manera, más pronto que tarde, le toca depurar, limpiar y ordenar. La República de Venezuela nace el día 05 de Julio de 1811 y, según datos recabados por expertos en Historia, las 3:00 pm es la hora que se toma como la más precisa para levantar la carta natal de nuestro país.

Siendo esto así y dado que Venezuela tiene el ascendente en Escorpio, signo de lo oculto, secreto y, por ser de agua, lleva consigo emociones extremas, estamos en un momento histórico que hay que asumir con mucha entereza, temple y con la convicción profunda de un movimiento interno vinculado con la regeneración profunda que experimentamos todos quienes habitamos en esta maravillosa tierra.

Saturno, planeta de las pruebas duras,  símbolo del karma y la muerte (no necesariamente física) y, en definitiva, señor del destino, está transitando desde Octubre 2012 por Escorpio, ascendente de Venezuela, haciendo conjunción con el nodo norte (misión de vida) por lo cual obliga prácticamente a realizar una revisión profunda sobre sus valores y su manera de conducirse en cuanto a  funcionamiento interno, es decir, explorarnos como nación visto como un todo. Este planeta tiene actualmente una conexión importante con Plutón, regente de Escorpio, que se ubica en este momento en Capricornio, por lo que nos habla del manejo de intereses ocultos y secretos que cubren intereses particulares que están siendo salvaguardados a como dé lugar, caiga quien caiga, afecte a quién afecte, independientemente de la inclinación filosófico política de sus protagonistas, todo ello para proteger las estructuras de poder, ya de por sí viciadas, ya que están sustentadas en este lado negativo de Plutón como la avaricia, los celos, la envidia,  miedos y complejos de vieja data. Dicho de otro modo, está saliendo el lado más oscuro de nuestra energía como colectivo. Es de hacer notar que Capricornio (cuyos hilos los maneja Saturno) rige los medios de comunicación y, por supuesto se muestran silentes y reprimidos.

Mientras tanto, el sol de Venezuela ubicado en Cáncer se encuentra en oposición a este Plutón lo cual afecta directamente  la vitalidad de la masa poblacional que, en este momento, se siente con la energía necesaria para pelear y luchar por sus derechos, todo ello ayudado por la intervención que de Júpiter  (retrógrado), desde el mismo Cáncer, y que contribuye para abrir las puertas hacia la manifestación libre del pensamiento y de los valores supremos de nosotros como colectivo. De esta manera vamos entendiendo la confrontación que se plantea; lo viejo frente a lo nuevo, la trampa versus la honestidad, libertad versus represión.

Para agregar más pimienta al asunto, Marte, que gobierna los militares, transita por Libra, signo de la justicia, y, por tanto,  tiene un conflicto con Urano en Aries y es por ello que hasta el finales del mes de febrero 2014 estarán experimentando un caos interno que solo conocerán quiénes hacen vida allí, ya que se ve vulnerado el equilibrio, lo cual crea una lucha tenaz por el respeto a las jerarquías. Este conflicto se agrava iniciando Marzo, específicamente el 02-03, ya que este Marte entra en retrogradación y conjuntamente con Saturno, en retrogradación, desde Escorpio, obliga a establecer con seriedad y responsabilidad el rol verdadero que tienen dentro de la sociedad, además de comenzar a sufrir un proceso de depuración que incluye la ausencia definitiva de fuerzas extranjeras dentro de la milicia.

Este es un momento delicado dentro de nuestra historia que se hace extensivo por lo menos hasta el mes de Julio 2014 cuando Júpiter ingrese al signo de Leo (casa 10 de Venezuela que rige a la máxima autoridad ejecutiva del país) en cuyo momento este escenario recibirá nuevos aires con la responsabilidad de iniciar el enderezamiento de este entuerto en el que estamos metidos. Mientras tanto, la segunda quincena de Febrero se torna angustiosa y con movimientos fuertes, especialmente los días 21, 22 y 23 cuando la luna, desde Escorpio, abra la posibilidad de enfrentamientos importantes, en medio quizás de una situación de caos de mayor envergadura. Marzo y Abril serán meses donde las estructuras de poder se ven socavadas y es probable que los protagonistas cambien radicalmente, todo ello en medio de una encarnizada lucha interna por detentar la joya de la corona o la silla más anhelada, conduciendo todo ello a estar firmes en nuestras convicciones como nación para abrir las puertas hacia una sociedad más justa, equilibrada y cónsona con los principios más apegados a nuestra identidad, lo cual pasa necesariamente por la defensa y respeto de nuestros derechos ciudadanos.

LUIS RICARDO MORANTES

PSICOASTROLOGO